La Pyme y el SEO

Posicionamiento Dejar un comentario

Artículo publicado en 3WMK:

¿Conoce la Pyme lo que significa el posicionamiento en buscadores, lo que implica su aplicación y los beneficios que conlleva? ¿Por qué el posicionamiento en buscadores no ha terminado de calar en la Pyme?

Para tratar de asentar de manera formal el tema, contamos con un estudio que llevó a cabo INTECO a finales de 2007 (publicado en diciembre de dicho año). Este estudio, bajo el nombre Estudio Diagnóstico de Posicionamiento SEO de la PYME Española en Internet intentó determinar de manera matemática cuál era el grado de implicación del tejido empresarial español (a nivel Pyme) en la puesta en marcha y el mantenimiento de estrategias de posicionamiento en buscadores.

Los principales resultados que se recogen en el estudio son:

  • Independientemente del sector al que pertenece cada empresa, el estudio estimó un nivel de madurez del 40% al 49% en la aplicación de técnicas de posicionamiento
  • Desde el campo de la indexabilidad web, la puntuación media obtenida por empresa es algo peor. Tan sólo un 22% de las Pymes analizadas facilitaban el trabajo de las arañas de los motores de búsqueda (mediante código HTML limpio, sistemas de enlaces internos correctos, etc.)
  • Y a nivel de posiciones obtenidas en las páginas de resultados de búsqueda, el 72% de las empresas estudiadas logran ubicar sus páginas, como mucho, en la cuarta página de los resultados del buscador

Pensemos también que, probablemente, los números anteriores son en realidad algo más bajos si tenemos en cuenta que muchas veces el esfuerzo de una Pyme en lo que a posicionamiento se refiere se limita al realizado durante la etapa de desarrollo de la nueva web. Tras el lanzamiento de la misma, la estrategia que decidió aplicar (con mayor o menor acierto) el desarrollador web no tiene continuidad en el tiempo.

Ante este panorama poco alentador (viendo el vaso medio vacío), quizá deberíamos empezar a preguntarnos qué es lo que necesita la Pyme para apostar por el SEO.

Lo primero que me viene a la cabeza es pensar en el desconocimiento que puede existir en el seno de las empresas acerca del posicionamiento en buscadores y las técnicas en las que se basa. No obstante, hoy en día ya existe una gran cantidad de blogs, artículos, tutoriales, manuales, conferencias, etc. dedicados al tema (incluso algunos no tan básicos ofrecen pautas y herramientas avanzadas).

Quizás la razón radica en la creencia de la Pyme de la necesidad de conocimientos excesivamente técnicos, oyendo constantemente palabrejas que asustan a cualquiera nada más oírlas. En este sentido, siempre que tengo la oportunidad de hablar con una empresa acerca del posicionamiento en buscadores intentamos darle la vuelta a la tortilla (a través de un ejemplo práctica adaptado a su sector). Trasladar el hecho técnico a un hecho de negocio. Dejar la tecnicalitis para aquel con perfil técnico que venga después a implementar la estrategia y quedarnos con la parte importante del posicionamiento. Es decir, que la empresa  piense en los clientes, investigue su mercado de palabras clave (al igual que investiga su mercado en el mundo real) y decida cuál es la mejor opción a poner en marcha. De esta manera, se consigue que la empresa se interese por el posicionamiento e interiorice que está en sus manos la oportunidad de trabajar este campo. Ya vendrá más tarde el equipo técnico a trasladar la hoja de ruta diseñada por la Pyme al terreno online. No obstante, en la mayor parte de los casos, este interés inicial termina por diluirse.

En algunos casos puede que la falta de tiempo tenga la culpa. No obstante, encontrar una tercera empresa en quien confiar esta tarea y externalizarla puede ser una solución acertada para superar este escollo.

Seguro que existen más razones que plantear y rebatir. Pero ahondando un poco más en el asunto, ¿podría ser que Internet no esté todavía tan maduro como pensamos (desde el punto de vista Pyme)? Pensemos que ya sólo el uso de los ordenadores y todo el ecosistema tecnológico que entrañan ha supuesto para muchas empresas un gran esfuerzo de adaptación (inversión económica en equipamiento, en formación y en recursos humanos más capacitados), en el cual incluso todavía se encuentran inmersas.

Quizás es ahora (cambiando la óptica del discurso al vaso medio lleno) cuando las empresas comienzan a sensibilizarse acerca de la importancia de Internet como un canal adicional para ejercer su actividad empresarial. Y por lo tanto, como un itinerario más a incluir en los modelos de negocio y en los cuadros de mando. Es ahora cuando hay que intensificar las labores de evangelización y colocar el SEO en el puesto de relevancia que le toca dentro de la estrategia web de la Pyme (con casos de éxito ya demostrados y que apoyen la postura).

¿Qué opináis?

Gracias Miguel

Deja un comentario

WP Tema & Iconos por N.Design Studio
Entradas RSS Comentarios RSS Acerca de Contacto Aviso legal Mapa del sitio